sábado, 7 de septiembre de 2013

¿Necesitamos desapegarnos?

Seguro que has sentido en algunas ocasiones que estas demasiado apegado a algo. Cuando estamos demasiado apegados a algo, comenzamos a sentir inmovilidad, es como sí estuviéramos atados de pies y manos y no pudiéramos movernos. Es una sensación agobiante, frustrante y que nos entristece enormemente. Aquí también hay que pararse y reflexionar. Quizá no podamos soltarlo, pero si podemos desapegarnos, puede seguir estando presente en nuestras vidas, atenderlo y hacer lo que haya que hacer, pero con libertad de movimientos. Esto es otra cosa. Desapegarse no es desatender, no es descuidar, no es olvidarse. Desapegarse es hacer lo que uno tiene que hacer, sin olvidarse de uno mismo. 

psysi

2 comentarios: