jueves, 16 de septiembre de 2010

La imperfección.

¡Viva la imperfección!. Ama la imperfección, cálida, acogedora, con sus pliegues, con sus arrugas, sus irregularidades, única y genuina. No quieras ser perfecto. La perfección es rígida y fría. Equivócate y aprende. Comete errores y crece. Cáete y levántate las veces que sean necesarias. La imperfección es movimiento y humanidad. Amémonos con nuestras imperfecciones, y aceptemos a los demás con las suyas. Es maravilloso ser aceptado y querido con todas nuestras imperfecciones. ¡Viva la imperfección!. ¿Quién ha dicho que una imperfección no es en realidad perfecta?.

PSYSI