martes, 26 de octubre de 2010

Interésate.


Interésate por casi todo. Elige ser inquieto. Deja que lleguen a ti todos esos regalos. Pon interés por la vida, y por todo lo que ella contiene. Es cierto que el saber no ocupa lugar, y el conocer tampoco. Cuando conoces algo, suele pasar con frecuencia, que eso se vuelve más interesante. Hasta el ciclo de las termitas, y se de qué estoy hablando. No te quedes tan a menudo en la superficie, bucea siempre que puedas, no sabes la de cosas que vas a descubrir en los fondos marinos. Pregunta y aprende. Descubre y observa. Interésate por casi todo, y casi todo se interesará por ti. ¡Qué interesante!.
PSYSI